Publicado el

Aprendemos en casa con proyectos: Los Romanos

El verano pasado, cuando M cumplió 4 años empezó su interés por los Romanos. Todo empezó a través de los playmobil de su primo, y poco a poco fue descubriendo cosas sobre ellos, como personajes de la época que iban avivando su interés. Por ello aprovechando las vacaciones de verano le preparé unas fotocopias que encuaderné con distintas actividades sobre esta civilización.

Empezamos conociendo un poco de su historia y para ello usamos el Cuaderno de Roma descargable de Orientación Andújar.

Continuamos viendo donde estaba Roma en un mapa y donde nos encontrábamos nosotros. Investigamos sobre la ropa que usaban los romanos, y nos pidió un disfraz de guerrero romano que aprovechamos para regalarle para su cumpleaños, además de playmobil como los que tenía su primo. Y como no podía ser de otra forma nos pidió que su fiesta de cumpleaños fuera de esta temática, en la que también hicimos escudos que regalamos a todos los niños que vinieron a su fiesta

En nuestro proyecto casero pudimos conocer los deportes que practicaban los romanos, como las carreras de carros y los espectáculos que se hacían en los Circos Romanos o los juegos de gladiadores que se realizaban en el Coliseo.

También hablamos de las termas y baños públicos, donde los romanos se reunían con sus amigos.

Preparamos distintas actividades sobre esta temática, repasamos las emociones, coloreamos espadas, escudos y cascos romanos, hicimos distintos «busca y encuentra», aprovechamos para repasar conceptos como grande, mediano o pequeño a través de objetos típicos de la época, a hacer series formando collares, a hacer conteo, aprendimos una canción sobre ellos, hicimos actividades de grafomotricidad y sopas de letras entre otros.

Utilizamos distintos recursos para saber más sobre la historia de Roma, nos aficionamos a las pelis de Asterix y Obelix, y por último compramos el cuento de Asi eran los Romanos de SM, con el que profundizamos y aprendimos muchas más cosas.

Como veis cualquier edad es buena para aprender cosas nuevas, solo debemos esperar el momento perfecto en el que el niño muestre interés en algo para aprovechar ese interés y convertirlo en un aprendizaje. Desde el juego y siempre respetando sus tiempos, sus ganas e intereses aprenderán un montón de cosas casi sin enterarse. Tampoco los padres debemos ser unos expertos ya que en internet podemos encontrar un montón de recursos.

Rocío

Post Relacionados:

Deja una respuesta

*