Publicado el

M ya tiene 4 años y así lo celebramos

Tal y como os hemos ido adelantando estas semanas, hace unos días celebramos el cuarto cumpleaños de M.

Este año me pidió temática de Guerreros Romanos. Al principio le dije que sí, pero la verdad es que según se acercaba la fecha no sabía ni por donde empezar. Buscaba en google esta temática para fiestas infantiles y no aparece nada, al contrario que superheroes, animales o piratas que siempre hay un montón de ideas en las que inspirarte.

Finalmente encontré cosas de temática medieval, y con unos banderines y unos carteles de escudos conseguimos caracterizar la fiesta para que M y sus amigos se sintieran unos auténticos Guerreros Romanos.

Como siempre, hicimos invitaciones personalizadas con M vestido de Guerrero con toda la información del día y lugar de la celebración.

Respecto a los regalos, ya os dejé en otro post la lista de regalos que habíamos hecho con el fin de facilitar el trabajo a familiares y amigos más cercanos que nos fueran preguntando.

Siempre busco opciones para sustituir la habitual bolsa de chuches o piñata del cumpleaños, y en esta ocasión hice escudos de goma eva para cada niño, que pudieron llevarse a su casa de recuerdo.

Para el cole también solemos llevar un detallito, y para ello encargué a Laura de El Mundo de las Labores, sus preciosas pizarras enrollables. Algo que los compañeros de clase de M estoy segura que utilizarán mucho para viajes, excursiones o largas esperas, y más ahora que han aprendido a escribir su nombre. Además, lo acompañamos de un bizcocho casero de yogur para compartir con los compañeros y la profesora, que disfrutaron un montón en el almuerzo.

Foto El Mundo de las Labores

Para el homenajeado no podía faltar una corona, también la hice casera de goma eva y con la misma temática que el resto de la fiesta.

Respecto a la comida, teniendo en cuenta que al cumpleañero le encanta la fruta y que en verano siempre se agradece algo fresquito, y nuestro afán por inculcar hábitos saludables, preparé por primera vez una mesa de fruta, y fue un éxito total. Lo que más triunfó fue la sandía con palo de helado. Tanto que cuando quise hacer la foto ya se habían comido la mitad!¡!

Aunque también comimos tortilla de patatas, empanada, sándwich, brazo de gitano salado… y la tarta también con su escudo de guerrero.

Como es de costumbre el cumpleaños lo celebramos en el patio de la urbanización, un lugar con espacios para todos los gustos y edades, desde bancos a la sombra, hasta cesped donde los niños más mayores jugaron al fútbol, o columpios y arenero para los más pequeños.

Además de la lista de regalos que ya os compartimos en el post anterior, ya os adelanté que había un regalo sorpresa. Y es que encargué también a El Mundo de las Labores una casa-mantel, ideal para el juego simbólico y que estoy segura que dará muchas horas de juego a los hermanos M y O, ya que como tenemos una mesa grande en el salón se les ha quedado casi una mansión para ellos solos!

También hubo regalos sorpresa, y todos acertaron 100%:

Espero que otro año más os hayan gustado los preparativos del cuarto cumpleaños de M.

Rocío

Post relacionados:

Deja un comentario

*